We are Online Market of organic fruits, vegetables, juices and dried fruits. Visit site for a complete list of exclusive we are stocking.

Contacto

C/ Josep Valls 11, 2ºB 08195, Sant Cugat del Vallès, Barcelona

642 43 43 75

info@ketogourmet.es

Contact us

My Cart
0,00
Blog

Alimentos procesados

Alimentos procesados que son

¿Qué son los alimentos procesados?

Los alimentos procesados son alimentos que han sido modificados industrialmente y por tanto sus propiedades se han visto alteradas por el proceso. Estos procesos industriales modifican su fisionomía, su composición nutritiva y su estado.

Este tipo de alimentos cada vez están más extendidos en Occidente y el resto del mundo por haber sido pensados para consumir en el momento dado que el mercado requiere de este tipo de alimentos incluso teniendo en cuenta lo poco saludables que resultan.

Además de su falta de propiedades saludables contienen elementos que resultan adictivos para un gran porcentaje de la de la sociedad, así como carbohidratos y grasas que puede que consigan mejorar su sabor, por lo que resultan muy demandados.

Los procesos industriales a los que se someten estos alimentos provocan la pérdida de parte de sus propiedades nutricionales, y los nutrientes que sí se mantienen, suelen encontrarse en exceso y ser poco saludables además de presentar elementos ajenos al alimento a los que llamamos añadidos; los añadidos son colorantes, conservantes, modificantes, saborizantes en los que nos detendremos para definirlos.

 

Colorantes, conservantes y aditivos alimentarios

Los colorantes son aditivos que pueden ser naturales o artificiales, aunque la mayoría son artificiales y las utilizan las empresas alimenticias para proporcionar a los alimentos de un color determinado, el problema es que no aporta beneficios nutricionales.

A este tipo de aditivos se les dota de códigos, en el caso de los colorantes, éste empieza por la letra E y los más perjudiciales tienen los códigos E-102, E-104, E-110 y E-120.

Los conservantes son aditivos que preservan las propiedades nutricionales y físicas de los alimentos procesados y se utilizan para evitar el deterioro de un producto así como la aparición de microorganismos en el alimento.

Los códigos de los conservantes empiezan también por la letra E y los más perjudiciales son: E-210, E-211 E-212 y E-213.

Los modificantes son procesos a los que someten a los alimentos como aumento o disminución de su temperatura, pero que no alteran ni su fisionomía, su apariencia o sus propiedades internas.

Los saborizantes son elementos naturales o artificiales añadidos a los alimentos que intensifican su sabor, olor o le aportan distintos aromas o sabores a los ingredientes naturales.

 

cuáles son los alimentos procesados?

¿Cuáles son los alimentos procesados?

Hay muchísimos ejemplos de alimentos procesados, pero aquí nos detendremos a mencionar algunos de los más comunes.

Las margarinas, que son productos que utilizan el aumento de la temperatura de sus aceites lo que producen grasas trans que son nocivas para la salud.

Las sopas instantáneas contienen una mezcla de aditivos que se han relacionado con diversas enfermedades.

Patatas fritas industriales, contienen aditivos que intensifican su salud y las convierten en alimentos muy perjudiciales para nuestro organismo.

El jamón es un producto que sufre un proceso de curación, de aumento de temperaturas, saborizantes, conservantes y estabilizantes lo que lo convierten en un alimento procesado.

El yogur es un alimento que aunque se considere saludable, contiene aditivos que lo dotan de sabor y conservantes, lo cual lo convierte en procesado. Pero también es un producto que es saludable si se consume en cantidades adecuadas.

 

Buenos alimentos procesados

Si quisiéramos hacer un listado de alimentos procesados saludables hablaríamos de:

Panes integrales 100% o de grano entero, pero es fundamental comprobar el porcentaje de harina integral.

Legumbres de bote desecadas o congeladas, ya que el único procesamiento que sufren es el cocido.

Las harinas de legumbres o frutos secos, ya que la harina que hay que evitar a toda costa es la refinada.

Las pastas integrales o de harina de legumbre, o en todo caso la pasta fresca, pero la más perjudicial es la pasta refinada.

Las frutas, verduras y los pescados envasados, cortados o congelados.

La carne elaborada que no contenga aditivos, los frutos secos pelados crudos o tostados, la leche, el yogur natural, el queso fresco o madurado y el chocolate con más de 85% de cacao.

De los alimentos procesados no saludables podemos destacar los ultraprocesados, que son los que resultan más perjudiciales para la salud y de los que nos detendremos a descubrir más adelante en este artículo.

 

Alimentos no procesados

¿Cuáles son los alimentos no procesados?

Los alimentos no procesados son aquellos que se encuentran en su estado natural sin añadidos ni alteración alguna. Algunos ejemplos son:

Las frutas y verduras; las proteínas como los huevos, las nueces crudas y las semillas; los lácteos crudos o no pasteurizados; los granos enteros no procesados que contienen el núcleo: endospermo, germen y salvado; la miel es un alimento no procesado y muy saludable que si lo consumimos con moderación puede aportar muchos beneficios a nuestra salud.

 

Alimentos ultra procesados

¿Qué son los alimentos ultraprocesados?

Son preparaciones industriales comestibles derivadas de sustancias de otros productos. No contienen ningún alimento completo y en su proceso de elaboración se incluyen la hidrogenación o fritura de aceites, la hidrólisis de las proteínas, la refinación y extrusión de harinas o cereales y contienen materias primas refinadas y aditivos, por lo que resultan muy perjudiciales para la salud.

El 80% de los productos comestibles que se venden en supermercados son ultraprocesados.

 

¿Cuáles son los alimentos ultraprocesados?

Las bebidas azucaradas, precocinados, bollería, carnes procesadas, galletas, lácteos azucarados, postres, dulces, cereales refinados, pizzas, nuggets, barritas energéticas o dietéticas, etc.

 

Alimentos procesados y salud

Los alimentos procesados pueden comportar riesgos para la salud que se traducen en enfermedades provocadas por estos como: diabetes mellitus, obesidad, colesterol alto, problemas cardiovasculares, arterioesclerosis, oxidación del organismo, envejecimiento prematuro y diversos tipos de cáncer.

Por ello, en la medida de lo posible siempre deberíamos intentar consumir el mínimo posible de alimentos procesados, y en caso de hacerlo, reducir los procesados a los que se incluyen en el grupo de saludables para consumir habitualmente y no saludables y ultraprocesados solo en ocasiones especiales y con moderación.

 

 

¿Tú qué piensas?